Grandvalira alarga la temporada y abrirá las pistas hasta el 28 de abril

Grandvalira alarga la temporada dos semanas más de lo previsto, habilitando entre 120 y 140 kilómetros de trazados

Los amantes de la nieve están de enhorabuena. Esta temporada podrán esquiar hasta bien entrada la primavera.

 

El 28 de abril es la fecha que fijó el pasado miércoles Grandvalira para el cierre de sus instalaciones, confirmando de esta manera la intención de prolongar el curso más allá de la fecha inicialmente prevista, que era el día 14. Las nevadas excepcionales de este año, las buenas condiciones meteorológicas y la demanda por parte de los clientes son los tres factores han condicionado la decisión.

    Durante esas dos semanas extra, el único sector que permanecerá totalmente cerrado será el de Canillo. En concreto, se ofrecerán entre 120 y 140 kilómetros esquiables de los 200 que tiene la estación, según explicó el responsable de marketing de Grandvalira, Alfonso Torreño. En todo caso, destacó, se garantizará la movilidad de los clientes por todo el campo de nieve. “Queríamos condicionar la apertura a que se mantuvieran las conexiones entre los diferentes sectores, y evitar al máximo las aglomeraciones”, comentó.

    

Forfait de día a 30 euros

Paralelamente, este período excepcional también vendrá acompañado de una política de precios más accesible. El forfait de día de adulto pasa a costar 30 euros y el júnior, 25 euros, mientras que los niños podrán acceder gratuitamente a las instalaciones. “No queremos, en ningún caso, sacar una rentabilidad económica de estos días de más, sino hacer un regalo a los clientes más fieles, que se lleven un buen recuerdo de esta temporada”, remarcó Torreño.

    La prolongación de la temporada de esquí tampoco supone, para la estación, un problema en cuanto al personal. Torreño admitió que a muchos temporeros “no se les puede alargar el contrato”, ya sea “porque tenían cerradas las fechas de regreso a sus países” o “por un problema de cuotas de inmigración”. Con todo, “se ha conseguido renovar el contrato de algunos de estos temporeros”, mientras que el resto de plantilla se reestructurará “con personal fijo de la estación”, concluyó.

 

LOS HOTELES INICIAN LA SEMANA SANTA EN 70 POR CIENTO

 

La ocupación hotelera en este inicio de Semana Santa se sitúa al 70% de media para el conjunto de los cuatro días, aunque el sector espera que, gracias a las reservas de última hora, el período de vacaciones acabe cerrándose con un registro de entre el 80% y el 85%.

    Así lo explicó el miércoles el portavoz de la Unión Hotelera (UH), Oscar Julian, quien destacó que “los días con más reservas son jueves y viernes, con un 81% y un 85%, respectivamente”. Sábado, el índice de ocupación baja hasta el 75%, mientras que el domingo es, de entrada, el día más flojo, con un 70%.

    Sin embargo, Julian recordó que estos datos “son aún provisionales” y que “se espera un aumento sensible de reservas durante los próximos días, hasta el 85%”, especialmente en cuanto al mercado francés para la noche del domingo a lunes.

    Las buenas condiciones de nieve en las pistas disparan, lógicamente, el empleo en las parroquias altas. Así, los hoteles del Pas de la Casa están al 90%, los de Canillo, al 77%, y los de la Massana, al 73%. En Encamp, Andorra la Vella y Escaldes, las reservas están al 60%, diez puntos por encima del 50% de San Julián.

    En los campos de nieve, las previsiones son bastante optimistas. Grandvalira, que durante esta semana ha registrado unos 15.000 esquiadores diarios, espera recibir unos 18.000 en los días fuertes de la Semana Santa. Por su parte, el director de Vallnord, Martí Rafel, comentó que “la alta ocupación hotelera en las parroquias altas hace prever una alta afluencia a los tres dominios”, los cuales permanecerán abiertos al 100%.

    Desde Movilidad se prevé la entrada de 70.000 vehículos, el 70% de los cuales lo harán por la frontera del río Runer y el 30% restante por la de Pas de la Casa. Por este motivo, se ha preparado un dispositivo de tráfico operativo desde las siete de la mañana del jueves hasta las nueve de la noche del lunes de Pascua.

Fuente:

Diari d’Andorra