El común invertirá 300.000 euros en el parking de la parte alta del año que viene

El presupuesto de 2017 incluirá una partida para realizar los estudios de los terrenos

El común invertirá 300.000 euros el próximo año para poner en marcha los trabajos para hacer un aparcamiento de 600 plazas en la parte alta de la parroquia. Según informó la corporación en el Diario, se incluirá una partida al presupuesto para el año 2017 -que todavía se está elaborant- para llevar a cabo el estadio preliminar de la obra, correspondiente a estudios geológicos y del terreno. Después de que el consejero de Liberales de Andorra Marc Magallón dudara que la mayoría tenga intención de llevar adelante el proyecto -porque “somos en octubre y no se ha hecho nada”, dijo durante la reunión de pueblo que celebró el partido el jueves a Caldea-, el cónsul menor, Marc Calvet, aseguró que el común sigue apostando por el aparcamiento Escalé, que se ubicará en la calle Mossèn Guillem Adellach, que debe permitir dinamizar la parte alta de la parroquia.
Con todo, admitió que es un proyecto lento, con muchos propietarios implicados, y reconoció que ha habido un retraso para que el próximo año ya debería empezar a construir y, en cambio, todavía falta llevar adelante el plan parcial. “Antes de ponernos a trabajar tenemos que hacer los pasos. El proyecto se ha retrasado por razones normales pero en principio el próximo año ya se podrían empezar a hacer las obras “, explicó Calvet, refiriéndose a final de año.

Ld’A critica el coste del proyecto
Magallón criticó el proyecto ya que lo ve “una obra demasiado costosa”. “Un proyecto faraónico, una macroinfraestructura” que a juicio del consejero liberal no es “provechosa”. “Hacen falta aparcamientos”, dijo, “pero no de 600 plazas y de 10 millones de euros de coste”, ya que a su juicio quitará recursos para invertir en otros proyectos.
En este sentido, celebró como “una victoria” que todavía “no se haya hecho nada” y apuntó que “quizás no están convencidos de hacerlo”. “Creemos que es una inversión de mucho dinero y que no se podrá hacer nada más si se hace esto”, deploró, e indicó que apuesta por “hacer un aparcamiento no tan ambicioso”. “Hay opciones mejores”, aseveró.
Calvet, pero, afianzó la idoneidad de la propuesta y la defendió como “un aparcamiento estratégico” por “las soluciones que da a todos los edificios que no tienen aparcamiento en esa zona”. Además, señaló que “es un punto muy fuerte en el centro de la parroquia” y aseguró que a pesar del coste elevado, “no se deberán dejar de hacer otras inversiones”. “En Escaldes tenemos esta suerte”, remachó.

El PS denuncia la lentitud
Por su parte, la consejera del Partido Socialdemócrata (PS), Celia Vendrell, coincidió en defender la necesidad de un aparcamiento de 600 plazas pero criticó la lentitud a la hora de sacarlo adelante. Según dijo, “ya hace 13 años que se habla”, desde el consulado del actual jefe de Gobierno, Toni Martí, y en esta línea alertó del “riesgo” que no acabe viendo la luz.
A diferencia de Magallón, que denuncia el carácter de “macroproyecto” que tiene el aparcamiento, Vendrell recalcó que se trata de una inversión necesaria. “Apoyo totalmente a la construcción del parking”, dijo, pero añadió que “quizás no están por la labor” ya que el proyecto depende de los propietarios privados y no únicamente de lo común. “Si los privados hicieron el remolón poco se podrá hacer”, lamentó, e insistió en que “me gustaría que se saliera adelante y el aparcamiento fuera una realidad lo antes posible”. La socialdemócrata remarca que el parking “daría mucha vida en la parroquia” y dinamizaría la parte alta de Escaldes y la avenida Copríncipes. “Hay que desarrollar esta zona”, concluyó.
Mientras que Magallón propone buscar otros terrenos en la parte alta de Escaldes para hacer el aparcamiento, Vendrell puso de manifiesto que si el de la calle Mossèn Guillem Adellach no pudiera ser, una buena opción sería la parcela de ante la iglesia.

 

Fuente:

Diario de Andorra