El SAAS busca el encaje del Instituto Baselga para trabajar en el hospital

Missé remarca que el proyecto de inversión extranjera servirá para tener prestaciones oncológicas que ahora no se pueden hacer en el país

Los proyectos de inversión extranjera relacionadas con el sector médico que han anunciado que quieren establecerse en el país son todavía activos. Así que asegúrese de que el Secretario de estado para la diversificación económica, Josep Maria Missé, que subraya que “todos mantener el interés y es parte de nuestro trabajo para seguir manteniendo la llama viva con las empresas a mantener”. Exacto, pero son proyectos que llevan muchos años para convertirse en una realidad y los inversores ya incluyen estos términos y el caso de la oncología Instituto Baselga, que además de ser una iniciativa de importancia tiene la particularidad de que no funciona al 100% en la esfera privada.
Missé, explica, en la radio del periódico, que “es un proyecto que tiene una gran dificultad ya que necesita la interacción con el hospital, usted necesita operar en el hospital” y recuerda que ahora la SAAS está inmersa en un proceso “redefinir su modelo de gestión y operación, y lo que estamos viendo es cómo se ajustan al modelo que tiene el hospital con el necesita el Instituto Baselga , interior, de alguna forma, en el campo técnico “. El Secretario de estado muestra que ha hablado con los responsables de la SAAS, los médicos Piqué y pronunciaciones Catalán Martínez:, “y está buscando para encontrar el ajuste de este proyecto, si es viable dentro de la gestión que requiere el hospital”. Y agrega que es un trabajo que “nos gustaría que pudieran hacer rápido, pero que desafortunadamente requiere mucho de pensamiento y más en un momento cuando reflexiona sobre el modelo del hospital”.

Evitar viajes médicos
Para el gobierno la posibilidad de la oncología Instituto Baselga a instalarse en el Principado es un proyecto importante por la cantidad de la inversión y su contribución a la economía nacional, pero según Missé tiene un look como este “casi diría que es el menos importante,” porque se hace hincapié en la voluntad en cuanto a la mejora de la salud. “Permitirá beneficios médicos que hoy en día no se puede hacer en Andorra ven, temas de radioterapia y tratamientos que por desgracia no son bonitas y tenemos que ir a hacerlos aquí,” está parado hacia fuera. E insiste en que el proyecto aún está muy vivo, “seguimos trabajando” pero sin problemas, la complejidad técnica implicada, lo que indica que es similar a la del Instituto con cardiología Brugada, “a la intersección que debe tener con el hospital, y son los profesionales más cualificados que yo – obviamente – los que han de encontrar el ajuste”.
Josep Maria Missé admite que tienen que hacer “alguna autocrítica” porque cuando se planificó la inversión extranjera “pensábamos que tendríamos un corto proceso de maduración de 12 meses, y tiempo ha demostrado que las empresas tardan más de la época toman la decisión de venir hasta que volvieron al proyecto”. Puntos de interés que ya han abierto clínicas de podología, estética, dermatología y Oftalmología y especifica que el sector médico es aún más complicado porque “es muy intensa inversión, cada uno hace de médico operador una inversión considerable en millones de euros, lo que significa que antes de llevar a cabo el proyecto debe estar seguro de que todos los elementos que necesita para hacen su empresa trabajan de alguna manera están alineadas”.
El Secretario de estado destaca que “más importante y más difícil” ya que todos los inversionistas en el sector médico “está interesado”, y señala que no es posible especificar cuando hagan estos proyectos porque la etapa es inédita para ambas partes “y no está en mis manos.” “Estas empresas no están acostumbradas a la expansión internacional y a nosotros como el sistema de salud que se utilizan para no recibir este tipo de operadores y no tienen ni una ni otras estructuras a trabajar, por lo que se ralentiza el proceso de” valor Missé, que es muy optimista para alcanzar, aunque “muchos voluntad, energía y trabajo de actos al final es el empresario que los riesgos y toma la decisión.” Y decía ser de la salud andorrana “estoy totalmente convencido de que encontraremos los mecanismos para hacer realidad el proyecto.”

Ley para el institut Marquès
La otra iniciativa médica bien conocida está pendiente de la clínica de reproducción asistida del Instituto del Marqués. En este caso, el obstáculo es la falta de legislación para desarrollar la actividad, que será 100% privada. “Estamos tratando de proporcionar un marco normativo propicio para pagar su actividad aquí,” explica Missé, preparado por un equipo dirigido por salud “y traemos la visión de negocio”. Señala que “aquí hay más trabajo para la administración tan pronto como sea posible introducir la ley, y el Ministerio tiene la intención de tenerlo para la próxima sesión parlamentaria y sería muy buena noticia” para señalar que es una normativa complicada porque no hay ninguna norma europea, “y en cada país las leyes sobre la fertilidad son absolutamente diferentes y además las técnicas evolucionan y nosotros debemos ser capaces de incorporar las nuevas tendencias”.